Completar un máster en marketing político es una opción de estudio que puedes valorar desde distintos prismas. Es posible que no se trate de la formación de posgrado más conocida, pero eso no le quita ni un ápice de interés.

Te informamos de que se trata de un complemento idóneo para quienes han cursado las licenciaturas de Ciencias Políticas y de la Administración o Sociología, pero también para los que llevaron a cabo estudios de Publicidad. Los que combinaron ambos estudios están, sin duda, ante una posibilidad de aumentar su cualificación mediante sus aportaciones especializadas.

Razones por las que optar por un máster en marketing político

Quizás te preguntes por qué estudiar un máster en markeing político. De momento, te hemos comentado las titulaciones que suelen preceder su estudio, pero todavía no te hemos dado motivos por los que te puede apetecer adquirir sus conocimientos.

A continuación, te damos algunos consejos. Toma nota de ellos.

¿Por qué estudiar un máster en markeing político? Un posgrado con salidas laborales

Seguro que cada vez ves más expertos en marketing político en los programas de televisión. Desde las reivindicaciones del 15-M se ha dado en nuestro país un intenso interés por la política.

La política está presente en la sociedad, por lo que las organizaciones que se dedican a ella requieren personal que pueda ejercer sus funciones con responsabilidad y capacidad. Asimismo, los medios de comunicación recurren a analistas que puedan desentrañar las claves de la cada vez más compleja comunicación política.

La comunicación de las organizaciones

Las organizaciones políticas y otras con dimensiones similares (sindicatos, mass media, grandes empresas, etc.) necesitan políticas comunicativas que les permitan mejorar su competitividad. Esta necesidad de una comunicación fluida se manifiesta tanto a nivel interno como de cara al exterior.

En primer lugar, es fundamental que una organización haga llegar sus mensajes a sus miembros de una forma eficiente. Además, es básico que los lance a su público objetivo, el que todavía no forma parte de sus estructuras, de la manera más atractiva posible. Es un trabajo para vendedores.

El dominio de las redes sociales

Por otra parte, no cabe duda de que la actual comunicación política se nutre básicamente de la capacidad de generar contenidos online. Esta realidad no significa que se hayan de desechar las acciones offline en las campañas. Estas últimas siguen teniendo importancia, por ejemplo, para el target más longevo, por lo que viene bien combinarlas con las que se promueven en la Red.

Por consiguiente, si demuestras aptitudes en el manejo de las redes sociales, tienes mucho ganado en el mundo de la mercadotecnia política. Además, ten en cuenta que el coste de realizar parte de las campañas por Internet, además de permitirte un gran dinamismo en el diseño, es bajo, mientras que el retorno de la inversión puede ser considerado como muy alto.

Tras el master en marketing político puedes trabajar en las instituciones públicas

Efectivamente, ya que la organización para la que hayas prestado tus servicios, en función de los resultados conseguidos en los comicios, puede designarte para ejercer funciones en órganos de Gobierno. Incluso es posible que logres un escaño por haber sido incluido en las listas electorales.

Asimismo, la Administración Pública convoca cada año plazas para los profesionales especializados en comunicación política. No cabe duda de que, si cursas el máster que te ofrecemos, vas a poder optar a estos puestos con unas mayores probabilidades de éxito.

La versatilidad de un trabajo

Por otra parte, quienes han estudiado esta vertiente de la formación de posgrado suelen tener perfiles que se caracterizan por unas grandes inquietudes. Por su habitual contacto con la actualidad, adquieren un conocimiento de la realidad muy valorado en los ámbitos de análisis, desde los gabinetes políticos o los estudios de los medios de comunicación de masas.

Asimismo, los contenidos de los másteres y las licenciaturas que los preceden dotan de un saber multidisciplinar a los comunicadores políticos. Por eso, pueden llevar a cabo de un modo idóneo las funciones de un periodista, un político o un analista en algún campo técnico en el que se haya especializado.

El don de gentes del marketing político

Este es un trabajo para quienes disfrutan con el trato directo y cercano. Lo vas a tener que poner en práctica en todo tipo de situaciones, confidenciales, intervenciones mediáticas, etc. Supone todo un reto que te hace mejorar en esta habilidad tan diferencial a día de hoy.

La posibilidad de hacer networking con el master de marketing político

En pocos puestos de trabajo se hacen más relaciones que en el de la mercadotecnia política. Van a enriquecer tu vida laboral y social y te van a servir para explorar nuevos proyectos.

Actor principal en las elecciones

Por último, vas a saber lo que se siente cuando eres un protagonista esencial de la que conocemos como fiesta de la democraciaDisfruta de experimentar el poder y sus decisiones.

En definitiva, el máster en marketing político te va a hacer un comunicador de nivel. ¡Complétalo!